Las métricas clave para medir el éxito de un negocio digital

Índice del artículo

Tener una empresa en la era digital significa implementar estrategias de comunicación y ventas en las diferentes plataformas digitales.

Esta es la ruta más precisa para alcanzar objetivos de forma efectiva y eficiente, y toda buena estrategia tiene implícita la fase de medición y optimización.

 

Pero… 🙉 ¿Cómo sabemos qué estamos haciendo bien o qué debemos mejorar?

 

Mediante métricas clave o indicadores de rendimiento. A continuación, te guiaremos en tus primeros pasos por el mundo de las métricas y KPI’s.

Todo lo que necesitas saber para medir el progreso y efectividad de tus estrategias digitales, lo encontrarás en este artículo.

 

¿Qué es una métrica en el marketing digital?


Muchos pueden pensar que el marketing está plagado de palabras confusas y anglicismos, por simple ornamento.

La realidad es que cada término que empleamos para medir o cuantificar un proceso tiene una función específica.

💡 Concretamente, cuando hablamos de métricas, nos referimos a la figura de medición que refleja el resultado de una determinada acción.

Hay muchos tipos de métricas, cada una con una función específica, desde evaluar el alcance y la visibilidad de nuestra la marca, hasta el número de conversiones y ventas que se generan.

📈 Las métricas nos dan información valiosa para tomar decisiones basadas en datos y no en suposiciones.

Dominar con pericia estos indicativos es lo que te permitirá analizar y encontrar áreas de oportunidad en cada etapa del funnel de ventas que implementes en una estrategia digital.

 

😉 Es sencillo, gracias a las métricas tienes en tus manos una ventana al punto de vista del consumidor o audiencia, quien con sus acciones te comunica la percepción que tiene sobre la oferta, propuesta de valor y comunicación.

 

Por supuesto, antes de optimizar cualquier negocio digital es necesario establecer metas, eso se hace a través de la planificación.

↪️ Aquí te entregamos nuestra hoja de ruta para establecer un plan de marketing digital orientado a resultados.

Con un plan de marketing digital bien definido, con objetivos SMART (específicos, medibles, alcanzables, realistas y oportunos), podrás elegir las métricas y los KPI’s más adecuados para evaluar el éxito del negocio digital.

 

Métrica VS KPI


Si te ha atormentado la cabeza el que se empleen ambos términos en contextos similares, hoy resolvemos el dilema.

¿Existe diferencia entre una métrica y un KPI? ¿Son lo mismo o se usan indistintamente?

Hay una gran diferencia entre estos dos conceptos.

Ahora que ya conocemos lo que significa una métrica, es el turno de hablar de los indicadores clave de rendimiento, Key Performance Indicators o KPI’s (por sus siglas en inglés).

Al igual que las métricas, son una figura de medición que cuantifica una acción o un resultado.

 

💡 Sin embargo, los KPI’s vienen siempre a medir el cumplimiento de un objetivo de negocio.

 

1️⃣ La principal diferencia entre una métrica y un KPI es que las métricas son más operativas y tácticas, pues sirven para monitorizar y optimizar actividades diarias.

Los KPIs son más estratégicos y orientados a resultados, nos permiten medir y mejorar el desempeño global del negocio.

2️⃣ Otra diferencia importante es que los KPIs son estándares, es decir, se calculan igual en cualquier contexto, son fórmulas matemáticas y cuantitativas.

Las métricas pueden ser tanto cuantitativas como cualitativas y dependen de los procesos internos de cada negocio. Es decir, no hay una forma única de medirlas y pueden variar según el contexto.

 

 

Ahora que ya sabes la diferencia entre una métrica y un KPI, esperamos que no vuelvas a confundirlos ni a usarlos mal.

Recuerda que son herramientas fundamentales para el éxito del negocio digital y que debes definirlas correctamente según los objetivos y plan de acción.

 

Importancia de las métricas dentro de un negocio digital


Pongamos el ejemplo de un cliente que te pide que le expliques el impacto de una campaña implementada en las plataformas digitales de la marca, expresado en la generación de ventas.

🤔 ¿De dónde sacas ese análisis?

Diste en el clavo: De los datos que te proporcionan las métricas y los KPI’s que has definido para esa campaña.

💎 Lo que es lo mismo, sin métricas no hay paraíso.

 

Estas nos permiten acceder a una evaluación imparcial y fiel del desempeño de nuestras estrategias digitales.

 

Su importancia la podemos resumir en 4 ejes principales:

1️⃣ De ellas dependen las evaluaciones del impacto de una campaña de marketing digital en relación con los objetivos comerciales. Por ejemplo: aumento de ventas, tráfico web, fidelización de clientes o generación de leads.
2️⃣ Gracias a estas podemos comparar el rendimiento de distintos canales, plataformas, contenidos o formatos de comunicación digital.
3️⃣ A partir de las métricas determinamos las optimizaciones de presupuesto, diseño, segmentación y otros parámetros relevantes en el marketing digital.
4️⃣ Permiten demostrar el valor y el retorno de la inversión arrojados por las estrategias digitales a los stakeholders o clientes internos o externos.

No hay dudas, las métricas y KPI’s ocupan una posición elemental en el desarrollo de cualquier estrategia de negocios en el entorno digital.

Por eso, aprender a establecerlas y analizar su impacto nos permitirá llevar adelante procesos más eficientes.

 

Cómo seleccionar las métricas adecuadas para tu negocio online


La gran duda suele ser como diferenciar las métricas más relevantes o de mayor peso, dentro de la creación del plan de marketing para un negocio digital.

¿Cómo diferenciar las que realmente te aportan valor de las que solo te distraen con datos irrelevantes?

🔑 Debemos decirte, todo parte del reconocimiento del mercado y los objetivos del negocio.

No todas las empresas tienen el mismo modelo de negocio y, por lo tanto, no tienen la misma cabida en el mercado, ni los mismos objetivos comerciales.

Para empezar definir las métricas adecuadas para una empresa o negocio digital, deberás considerar estos 7 aspectos fundamentales:

 

El tipo de negocio:
El mundo digital es tan amplio como el mundo offline, y por supuesto hay millones de rubros, nichos y ofertas en el mercado.

Cada tipo de negocio tiene sus propias características y desafíos, y, por lo tanto, necesita medir aspectos diferentes.

 

💡 Piensa ¿Pueden medir del mismo modo el éxito un e-commerce y un blog jurídico? ¿Cuál es el tipo de negocio y cómo se diferencia de los demás?

 

⭐ El objetivo del negocio:
Tan importante como qué es el negocio, es POR QUÉ es el negocio, es esa razón de ser, ese objetivo de marca el que nos guía en el establecimiento y reconocimiento de todos los demás objetivos específicos.

Y esto es directamente proporcional a encontrar las métricas o indicadores perfectos para medir el éxito o fracaso de las acciones digitales.

 

💡 Piensa ¿qué quiere lograr el negocio con su presencia digital? ¿Qué indicativos reflejan las acciones de mayor valor de acuerdo a los objetivos del negocio digital?

 

El público objetivo:
Tener definido a quién se dirige el negocio con su oferta digital, es el tercer paso infaltable al momento de establecer las métricas de relevancia para la marca.

Esto va de entender a las preferencias, comportamientos y necesidades del buyer persona, para poder comunicar y posteriormente evaluar la efectividad de la campaña o estrategia comunicativa de la marca.

 

💡 Piensa ¿Qué indicadores de éxito me informarán la verdadera percepción de la audiencia sobre la marca? ¿Qué acciones debo perseguir de acuerdo a las características y comportamiento del público o audiencia de marca?

 

La competencia:
Este es un aspecto muy importante —y a veces descuidado— a la hora de establecer las métricas adecuadas para una empresa digital.

Teniendo en cuenta el entorno, el ambiente, el mercado y, por supuesto, los competidores, podrás fijar puntos de referencia y comprender qué buscan habitualmente negocios similares.

Esto forma parte de lo que llamamos benchmarking.

 

💡 Piensa: ¿Cómo se dirige la competencia a su público objetivo y qué acciones quiere que hagan? ¿Cuáles son sus números medios y qué oportunidades y amenazas puedes detectar en ellos?

 

El presupuesto:

Es básico que cualquier métrica tendrá un impacto superior o inferior, de acuerdo a los recursos invertidos, y en este punto el presupuesto es clave.

Es lo que te hará adaptar los objetivos y parámetros de medición a la realidad de la marca.

 

💡 Piensa: ¿Qué acciones te darán más por menos con este presupuesto? ¿Cómo distribuirlo para sacarle el máximo partido a tus resultados?

 

El tiempo:
El tiempo es oro, y también una variable crucial para elegir las métricas adecuadas.

Del tiempo estimado depende establecer plazos y KPI’s que te digan si el negocio va viento en popa o se hunde en el océano digital.

Acaso si buscarás optimizar el ROI de una telefonía digital respecto al año anterior, ¿te bastará con evaluar una semana?

 

💡 Piensa: ¿Qué periodo de tiempo necesitas para evaluar resultados fiables y tendencias realistas en el nicho de mercado?

 

La estrategia digital:
Como séptimo punto, tenemos que hablar del lugar en el que confluyen todas las variables anteriores como un puzzle: La estrategia digital.

Es ese conjunto de acciones a tomar, herramientas a implementar y espacios digitales donde se llevarán a cabo, los que nos harán determinar las métricas adecuadas en la medición y optimización de los resultados del negocio.

 

💡 Piensa: ¿Cuáles son los canales y herramientas digitales que harán mejor puente en la comunicación entre el negocio y público objetivo? ¿Qué acciones hará el usuario en cada etapa del embudo y cada canal?

 

👉 Considerando cada uno de estos aspectos, podrás asentar las métricas más adecuadas para un negocio digital, de acuerdo a sus singularidades y objetivos.

 

Métricas clave para medir el éxito de un negocio digital


Ya hemos dejado claro que las métricas son fundamentales para evaluar el desempeño y el impacto de las acciones de la audiencia de un negocio digital.

Pero si a estas alturas aún te preguntas “¿Existirán algunas métricas universales que indiquen el éxito o fracaso de un negocio digital?”

Podemos decir que no, es relativo y absolutamente dependiente de los objetivos trazados para cada negocio digital.

❗ Sin embargo…

 

🔑 Tenemos un dato clave que darte: El secreto está en saber en qué fase del embudo de ventas se encuentra la audiencia. Así se eligen las métricas más adecuadas para medir el nivel de interés, compromiso y conversión.

 

Eso sí, considera que de acuerdo al resto de los parámetros, las métricas podrán variar entre plataformas y en relevancia.

Pero, en líneas generales, un embudo de ventas se divide en 3 etapas básicas: Top of the funnel (TOFU), Middle of the funnel (MOFU) y Bottom of the funnel (BOFU).

Cada una de estas etapas representa el grado de conciencia que tiene la audiencia sobre su problema y cómo la marca lo soluciona.

En el top del funnel están los usuarios que apenas la descubren, cuanto más al fondo del embudo vamos, ubicamos a los usuarios que ya confían en la marca e incluso son clientes.

 

1️⃣ Métricas de interés en la etapa TOFU:
En la parte alta del embudo, el objetivo es atraer a la mayor cantidad de usuarios o clientes que se identifiquen con la propuesta de valor de la marca.

Así que nos enfocaremos en métricas como:

Impresiones: Veces que el anuncio o contenido se muestra en las pantallas de los usuarios. Nos da indicios del potencial de visibilidad de la marca y el interés que genera en la audiencia.

Alcance: Cantidad de usuarios únicos que conocen el negocio de forma orgánica o pagada. Es un reflejo del tamaño de audiencia y el grado de penetración del mensaje.

Frecuencia: Promedio de veces que cada usuario se relaciona con el contenido de la marca. Es un índice de la repetición y adhesión del usuario con la comunicación del negocio.

Interacción: Es el número de acciones que los usuarios realizan con el anuncio o contenido, como clics, me gusta, comentarios, etc. Te indica el nivel de engagement y la calidad del contenido.

Reproducciones: Total de veces que un contenido de vídeo o audio es consumido. Indica el impacto multimedia expresado en tiempo.

 

2️⃣ Métricas de interés en la etapa MOFU
En la etapa del medio del embudo de ventas, entramos en la fase de consideración con el cliente, por lo que buscaremos establecer una relación de confianza que nos haga ganar la credibilidad y nutrir los leads hasta convertirlos en clientes.

En este punto deberemos fijarnos en métricas como:

Compartidos: Reflejan el nivel de interés y engagement que genera el contenido de marca entre la audiencia. Mientras más alto el número de compartidos, entendemos que alcance y la visibilidad del negocio visibilidad es más alto.

Clics: Cantidad de tráfico generado al sitio web o landing page desde los canales de difusión. Es una métrica importante porque es un indicativo de la atracción, curiosidad y relevancia que despierta el negocio en los potenciales clientes.

CPL: Hablamos del coste por lead o posible cliente, en otras palabras, cuánto dinero debe invertir el negocio para conseguir un contacto cualificado. Con este KPI evaluamos la rentabilidad de las acciones de captación y optimizamos presupuesto.

CTR: Porcentaje de clics sobre total de impresiones, aplica para anuncios o emails. Nos demuestran que tan efectivas son las estrategias comunicativas del negocio a través de las acciones o conversiones que generen.

Coste por posible cliente: Es el valor de cada lead transformado en un posible cliente, es decir, que muestre una intención de compra. Métrica fundamental para calcular el retorno de la inversión (ROI) y ajustar las ofertas y propuestas de valor.

 

3️⃣ Métricas de interés en la etapa BOFU
El último renglón del funnel de ventas tenemos a los prospectos de clientes, ese tráfico caliente que está a un paso de convertirse en comprador.

Para evaluar el rendimiento de las acciones y estrategias ejecutadas, debemos analizar indicadores claves como:

Conversión: Es la medida porcentual que indica el rango de visitantes que realizan una acción deseada dentro del sitio web, por ejemplo, comprar, suscribirse o cotizar. A mayo conversión, mayor rentabilidad del negocio.

CPA: Costo por adquisición, es decir, cuánto se ha invertido en publicidad para conseguir un cliente. Quieres que este valor sea lo más bajo posible, para maximizar el margen de beneficio.

ROAS: Retorno de la inversión publicitaria, un indicativo de ingreso sobre cada euro o dólar invertido en anuncios. Cuanto más alto sea este valor, sabremos que hay un mejor rendimiento de la inversión.

ROI: Es preciado retorno de la inversión total, a diferencia del ROAS, el ROI es el beneficio neto, excluyendo el costo de lo invertido en generar las ventas. El objetivo es mantener con tendencia ascendente porque indica viabilidad y crecimiento del negocio.

Tasa de conversión: Porcentaje de personas que avanzan de una etapa a otra del embudo de ventas, desde el primer contacto hasta la compra final. Si este KPI es alto sabremos que el proceso de venta y fidelización es efectivo.

 

Con la evaluación de cada métrica logramos medir el desempeño de la estrategia de marketing en el negocio digital.

 

El objetivo es hacerle seguimiento continuo a las cifras más relevantes de cada etapa del funnel y detectar aquellos puntos de alerta o focos de poca efectividad, para tomar acciones que impulsen la estrategia y potencien la tendencia de forma positiva.

Debes conocer de principio a fin qué significan los números que te arrojan las métricas, pero también qué hacer con ello.

 

 

Conclusión: Las métricas son el camino al éxito de todo negocio digital


Visualiza un negocio sin resultados, un negocio que invierte y tiene pérdidas, un negocio que toma acciones presionando botones en una plataforma que a duras penas “entiende”.

👀 ¿Qué necesita ese negocio?

✅ Esperamos que después de leer este blog ya tengas claro que se trata de estrategia.

Accionar con estrategia es la clave para conseguir los resultados deseados.

 

❌ Pero para ello, debes saber medir, interpretar y tomar decisiones con base en hechos concretos, no en lo que “crees” o “te han dicho que funcionaría”.

Las métricas son el recurso más fiel del impacto de un negocio digital, en cualquier plataforma que este haga vida.

Y para alcanzar más ventas, más suscriptores, más reconocimiento, más rentabilidad, indudablemente debemos mantener una estrecha relación con las cifras del mercado.

Pero no te desgastes sin sentido, intentando, por ejemplo: medir el éxito de un podcast de finanzas empresariales, en el nicho de gastronomía asiática, según el porcentaje de tráfico frío que termina adquiriendo una suscripción paga.

 

💡 RECUERDA: No todas las métricas son iguales ni sirven para los mismos objetivos.

Establece metas realistas y selecciona las métricas adecuadas al negocio digital y según el embudo de ventas que mejor se adapte a tu estrategia.

Solo así podrás comprender el impacto del mensaje del negocio en la decisión de compra del cliente objetivo.

 

😉 Mantente en continuo análisis y optimización, luego nos cuentas como has visto las ventas ir en subida, los costos reducirse y la rentabilidad optimizarse.

¿Te ha quedado alguna duda? ¿Quieres compartir con nosotros tu experiencia en el proceso de medición y optimización con métricas clave? ¡Déjanos un comentario!

 

¡Hasta el siguiente blog!

Compartir el artículo

OTROS CONTENIDOS QUE SEGURO TAMBIÉN TE INTERESAN

Deja tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *